inicio      |      contactar      |     sobre nosotros
 
Bienvenido a educaKids.com
Buscar   
 
 
educaKids TV
Artículos
Consejos del experto
Escuela de padres
> Inicio > educa > Artículos> El Niño y el Colegio> ¿Cómo planificar las tareas escolares en casa?
Selecciona una Categoría:  
Artículos relacionados:
1 respuesta | PRISS | 08/03/2014
 

¿Cómo planificar las tareas escolares en casa?

Escrito por educaKids.com | Ha opinado 1 usuario

El madrugón, las clases, el recreo, la comida, más clases. Se termina un día más de colegio, pero ahora empieza otra jornada maratoniana con las actividades extraescolares y los deberes para el día siguiente. Y surge la pregunta:¿cómo organizar el tiempo de estudio para que dé tiempo a todo?.

A veces sobrecargamos al niño con miles de actividades y cuando llega a casa, está tan cansado que le cuesta concentrarse para hacer sus tareas. En otras ocasiones, no tenemos en cuenta sus gustos o sus posibilidades, y parece que sus actividades respondieran más a los deseos de lo que a los padres les hubiera gustado poder haber hecho en su infancia.

Hoy en día las prisas son nuestro peor compañero, llevamos al niño corriendo a todas sus actividades, lo que le genera angustia y estrés y no contribuye en nada a su apretada agenda.

Por eso es necesario dosificar y adaptar las actividades a las características y necesidades del niño, ya que son muchas las actividades que puede llegar a realizar en horario extraescolar (refuerzo de matemáticas, música, deporte, inglés....). Hay que cuidar de no agobiarle con miles de actividades, ni con prisas y agobios porque al final, asistir a dichas actividades puede suponerle más tensiones que beneficios.

Nuestra casa es la prolongación de la educación del colegio y los padres somos piezas fundamentales que actuamos como "maestros" y referentes para los niños. Por eso debemos planificar bien el tiempo de nuestros hijos y, en particular, el de los deberes en casa y seguir los siguientes consejos y recomendaciones:

  • Crear un espacio de estudio: Los niños necesitan de una habitación tranquila con una mesa con iluminación suficiente. No vale hacer los deberes en el suelo o encima de la cama o tener encendida la televisión, la radio o el equipo de música.

  • Organizar el tiempo de estudio: Los padres han de tener una actitud positiva y transmitir el valor de su esfuerzo en casa, además de enseñarles cómo organizar sus deberes. Junto con el niño hay que analizar las tareas para determinar el grado de atención que requiere cada una de ellas, y a partir de ahí, hay que organizarlas. Empezando por una actividad que requiera de un esfuerzo medio, para pasar a la tarea que más atención precise y terminar con las tareas fáciles.
  • Realizar una supervisión sutil: No es conveniente que los niños vean que estamos encima de ellos todo el rato, o que controlamos su estudio demasiado. El tiempo de estudio ha de contribuir a crear el hábito necesario y la responsabilidad e independencia, necesaria para crecer en sus estudios.
  • Implicación en las tareas: Es importante que el niño vea que sus padres están implicados en su educación, visitan a su profesor y que se interesan por su evolución. También en casa sería conveniente que el niño viera que mientras estudia o hace sus deberes, sus padres están haciendo algo parecido (se puede aprovechar el tiempo en revisar las cuentas, enviar emails, leer...). El efecto imitación tiene mucha fuerza e importancia en el niño.
  • Colaborar con los deberes: No es aconsejable dejar toda la responsabilidad de la educación en el profesor o en el colegio. Es conveniente que los padres revisen los deberes de sus hijos, les pregunten y ayuden a resolver las dudas, vean cómo estudian y cómo organizan sus cuadernos. Estar en contacto con los niños a través de los deberes permite centrar esfuerzos al ver las fortalezas o debilidades.
  • Estar atentos a las dificultades: Acompañar en el estudio permite identificar posibles dificultades como falta de concentración, de memoria, de ortografía, de comprensión, etc., y tomar las medidas adecuadas sin perder tiempo.
  • Establecer un horario adecuado: De esta forma al niño le resultará más fácil saber lo que tiene que hacer en cada momento y centrarse mejor en cada actividad. Ha de quedarle tiempo libre para jugar, algo que debemos promover, y no olvidar que el juego es también educación y mucho más si se comparte con él.

Tan importante es cumplir las obligaciones escolares, como realizar sus actividades extraescolares y de ocio, reservando tiempo para el juego y el aprendizaje en casa. Adquirir el hábito de estudio, ejercitar la comprensión o la memoria son fundamentales, pero también su tiempo libre. Leer, hacer manualidades, desarrollar estrategias en los juegos de lógica, tocar algún instrumento, o ver la tele en inglés, juegan un papel decisivo en su desarrollo.

+ Añadir a favoritos
+ Recomienda este artículo a un amigo

Opiniones sobre este artículo

Existe 1 opinión sobre este artículo

userHazel |
28/09/2007 16:20:00

Creo que esta informacion es muy interesante.

+ escribe tu opinión

Te pueden interesar... 
20,30 €
30,50 €
40,65 €
6,95 €
 
Términos y Condiciones    l    Privacidad    l    Ayuda    l    Mapa del sitio    |   © 2008. educaKids, S.L.